General irani dice tribuyen derribaron avion ucraniano por confundirlo con un misil de crucero

228

Iran, RDHerald.- La Guardia Revolucionaria de Irán reconoció el sábado que derribó accidentalmente un avión de pasajeros ucraniano que se estrelló antes esta semana con 176 personas a bordo, luego de que el gobierno rechazó repetidamente las acusaciones occidentales de que era responsable del siniestro que no dejó sobrevivientes.

La aeronave fue derribada en la madrugada del miércoles, horas después de que Irán lanzó una ofensiva con misiles balísticos contra dos bases iraquíes que albergaban a soldados estadounidenses en represalia por el asesinato del general iraní Qassem Soleimani en un ataque dirigido de Washington en Bagdad. Nadie resultó herido en el ataque a las bases.

El general Amir Ali Hajizadeh, jefe de la división aeroespacial de la Guardia, dijo más tarde que su unidad asumía la “plena responsabilidad” por lo ocurrido. En un discurso emitido por la televisora estatal, el general reconoció que cuando se enteró del derribó del avión “deseé estar muerto”.

Anuncios

Las fuerzas de la Guardia que rodeaban la capital iraní habían reforzado sus defensas aéreas y estaban en su “nivel más alto de preparación” por temor a represalias de Estados Unidos, explicó el general. Su oficina tomó la “mala decisión” de abrir fuego contra el avión tras confundirlo con un misil de crucero.

El líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei, expresó su “profunda simpatía” hacia las familias de las víctimas y pidió a las fuerzas armadas que “persigan a los posibles fallos y culpables en el doloroso incidente”.

La investigación del siniestro debería seguir adelante y los “autores” tendrían ser llevados ante la justicia, dijo el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskiy, en un comunicado en el que agregó que Teherán debería compensar a las familias de las víctimas. El dirigente pidió además “disculpas oficiales a través de canales diplomáticos”.

El reconocimiento de Irán podría enfrentar a la población con las autoridades, luego de que los iraníes respaldaron al liderazgo de la República Islámica tras la muerte de Soleimani. El general, que era el jefe de la Fuerza Quds _ un grupo de élite de la Guardia _ y el arquitecto de las intervenciones militares de Teherán en la región, era considerado un icono nacional y cientos de miles de personas participaron en actos fúnebres en su honor en todo el país.

La mayoría de los pasajeros del vuelo eran iraníes o canadienses-iraníes. Funcionarios de Teherán descartaron repetidamente la posibilidad de un ataque con un misil, calificando las acusaciones de propaganda occidental que, según las autoridades, era ofensiva para las víctimas.

El accidente aéreo se produjo apenas unas semanas después de las autoridades sofocaron protestas a nivel nacional motivadas por la subida del precio de la gasolina. Irán ha estado sumido en una grave crisis económica desde que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, decidió unilateralmente retirar a su país del acuerdo nuclear de 2015 e imponer paralizantes sanciones

Anuncios